sábado, 27 de febrero de 2010

Salir de un peaje: misión imposible

Esta mañana tenía que ir a Badalona y ya que tengo aquí el coche, me he animado a cogerlo. No sé muy bien por qué, no he activado el GPS. He confiado en mi instinto, he mirado el itinerario en Internet y me ha parecido sencillo. Nada más lejos de la realidad. Me he pasado el desvío muchos kilómetros y cuando me he dado cuenta, la autopista me llevaba a una de peaje. No había ninguna salida para dar la vuelta por si te equivocas. ¿Os ha pasado alguna vez? No hay escapatoria. O pagas o pagas.

Resignada e impotente, he tenido que pagar 0,73 para salir del peaje y otros 0,73 para volver a entrar y dar la vuelta. Después, al menos, conseguí llegar a mi destino pero luego, para llegar a mi casita, me he vuelto a perder... Menos mal que dentro de Barcelona no se les ha ocurrido instalar otro peaje. Con los CIENTOS de radares ya recaudan bastante.

jueves, 25 de febrero de 2010

¿La pirámide invertida?

La mayoría de vosotros sabéis que estoy estudiando un máster de Comunicación Científica en Barcelona. De los veinte alumnos que formamos la clase, la mitad somos licenciados en Ciencias de la Información y la otra mitad, licenciados en Ciencias. Reconozco que al principio, mostré inquietud por el hecho de que "no son periodistas y van a quitarme el trabajo", pero hoy me han enseñado una importante lección.


Todos aquellos que sois periodistas sabéis que la estructura de cualquier noticia sigue la forma de la pirámide invertida: lo más importante arriba y lo menos, en la parte inferior. Hoy he descubierto algo nuevo. Jamás me había parado a pensar en ello, la verdad, pero tiene su aquél. Los artículos de la revista Nature, la más prestigiosa del mundo en difusión científica, no siguen esta estructura. ¿Por qué? Porque son artículos escritos por y para científicos. Su esquema es justo el contrario: Introducción, Metodología y Conclusión (que sería como el equivalente al primer párrafo de las noticias). Es cierto que antes de la Introducción incluyen un breve resumen técnico llamado "Abstract" pero en general, el esquema es el inverso que el que se sigue en las noticias.

Para mí lo fundamental es descubrir que no hay una única forma de hacer las cosas. Un científico le puede enseñar a un periodista cómo se escribe en la revista Nature, aunque no sepa redactar una noticia. Abrir la mente y escuchar otros puntos de vista y formas de hacer las cosas enriquece muchísimo y así me siento yo ahora mismo: muy afortunada por haberle dado la vuelta a la pirámide.

domingo, 21 de febrero de 2010

Sylvia y Marcello

Un buen plan para una tarde de lluvia puede ser acercarse por Caixa Fórum (BCN) y deleitarse con su última exposición. Reconozco que he empezado a recorrerla con pereza porque no dejan de ser fotografías de uno de los grandes maestros del cine. Solo eso. Fotografías. Demasiado estático. Sin embargo, a medida que vas avanzando, la muestra te sumerge a la perfección en el universo Fellini. Su obsesión por las mujeres voluptuosas, el mundo circense, la prostitución y la decadente clase alta italiana se suceden de forma ágil de manera que, cuando te quieres dar cuenta, ya te encuentras en la salida.


Tampoco faltan documentos audiovisuales, como la famosa escena de su película "Dolce Vita" (1960), emitida cientos de veces pero que no me ha impedido dejar de observarla una y otra vez. Una buena elección con la que ponerle al mal tiempo, buena cara :)

viernes, 19 de febrero de 2010

¡Ay, guapa!

Hoy ha sido uno de esos días de "mejor me debería de haber quedado en la cama". Tras el infructuoso tute de envío de CV (llevo más de 300 en un mes y sólo me han ofrecido unas prácticas sin cobrar), he comido y he bajado al cajero a sacar dinero. El cajero se ha quedado bloqueado, con mi tarjeta dentro, por supuesto. Llamo a un 902 y la señorita me dice que en 15 minutos lo reinician. Espero de pie, como una imbécil, delante de la máquina, pasan 15 minutos y no pasa nada. Vuelvo a llamar al 902 y otra señorita me repite que en 10 minutos lo reinician. Por suerte esta vez sí, el cajero se reinicia pero ni rastro de mi tarjeta. Vuelvo a llamar al 902 y otra señorita, educadísima, me dice que me tiene que anular mi tarjeta hasta el lunes... Que el lunes me pase por la oficina para que me abran el cajero, saquen mi tarjeta y me la vuelvan a activar... En resumen, 40 minutos delante de un cajero para escuchar "vuelva usted el lunes". Menos mal que tengo más tarjetas porque si no, el fin de semana se avecinaba chungo.

Tenía pensado visitar una exposición del Caixa Fórum pero me ha entrado tal rebote que simplemente, me he ido a hacer la compra, para intentar no cagarme en exceso en la panda de ladrones que llevan los bancos. Hacer cosas mecánicas en momentos así, ayuda. Como hoy no era mi día, me he pasado el Mercadona de largo dos calles y de pronto, no sabía dónde estaba.... Después de preguntar a una mujer que llevaba las bolsas del Mercadona (al menos soy sagaz) he retrocedido 200 metros y he iniciado la compra. El carro que he cogido estaba descentrado y todo el rato me chocaba contra otros carros y las estanterías. Después de pagar, de camino a casa y cargada con seis bolsas que no me dejaban sentir el pulso de la mano derecha, un señor me suelta "¡Ay, guapa!", en lugar de "¿Necesitas que te ayude?". Mi mirada no ha sido de agradecimiento, como podréis comprender.

Al llegar a casa me he puesto a limpiar el pescado y una espina de una sardina se me ha clavado en un dedo y me he cagado en la madre Naturaleza. ¿Qué hago esta noche? Por supuesto, está lloviendo. ¿Salgo a tomar unas cañas? El plan peli y algo frío de cena me parece más inofensivo.

jueves, 18 de febrero de 2010

miércoles, 17 de febrero de 2010

Bienvenidos y bienvenidas

Después de darle muchas vueltas me decido a abrir un blog, una especie de diario donde colgaré fotos, pensamientos y todo aquello que necesite haceros llegar. Como si os susurrara al oído. Así, leyéndome, me sentiréis muy cerca, tanto que si cerráis los ojos y estiráis la mano, podréis tocar la punta de mi nariz. Adelante pues. Bienvenidos y bienvenidas a Barcelona.