sábado, 26 de abril de 2014

¿Y si...?

En el enjambre de obligaciones cotidianas, una cita consiguió imponerse. La curiosidad dominaba las tareas de ese día. Un remanso de paz en plena Gran Vía, indiferente a la pasión irracional hacia la pelota que dominaba la ciudad.

Philip Ball superó el dolor de su 'pata quebrada' y repasó con emoción la pericia de los más grandes. Curiosidad a raudales en el coloquio, que se convirtió en el epicentro de la charla.

"Nunca sabes a dónde te va a llevar la curiosidad. ¿Podemos hacer esto? ¿Qué pasaría si...?"

"Hay que hacer que las ideas científicas se apliquen, no solo tenerlas. Son evidentes sus beneficios económicos pero, además, son un signo de una sociedad sana. Es parte de la cultura, no solo por los beneficios económicos que aportan".

"Me siento muy afortunado por trabajar en 'Nature'. Revistas como 'Nature' y 'Science' tienen una gran influencia en la investigación porque marcan los puntos calientes de la ciencia. Sin embargo, no publican los mejores artículos".

"La ignorancia en ciencia es fabulosa pero en educación se considera terrible".

Conferencia TecnoRevolución, Fundación Telefónica.